garpando was the gansa

No creo equivocarme si me refiero a la noticia del pago de la deuda externa al FMI como la mas importante en materia económica de los últimos 50 años o la mas importante de este gobierno.
Sin embargo, luego de mucho, mucho leer, me sigue quedando una extraña sensación de no saber muy bien que se pretende, ni que se gana, ni porqué.

En principio, porque estamos hablando de pagar aproximadamente el 5% del total de la deuda, justamente, al prestamista mas hijo de puta que tuvo este país. No solo nos prestaron plata al solo efecto de que desapareciera sin dejar rastro, sino que además, en el peor momento de tormenta guardaron los barcos y nos mandaron a remar solos con nuestros problemas.
También me parece que es una nueva medida “estilo K”. Aviso de conferencia sin detallar el tema. Creación de espectativa. Una declaración estruendosa pero sin estar acompañada del detalle de los beneficios.
Porque, al día siguiente, ya se estaba hablando de la necesidad de conseguir U$S 400 millones durante la semana para mantener equiparada la base monetaria con las reservas a un valor del dolar de $3.07.
Porque además, ya se habla de un préstamo del Banco Mundial, por U$S 3.000 millones para obras de infraestructura.
No me queda otra alternativa que suponer que estos últimos vendrán con una tasa inferior que la podríamos estar pagando al FMI. Sin embargo, por ningún lado puedo confirmar el dato.

También hay que destacar que estas “reservas de libre disponibilidad” son el resultado del esfuerzo diario de los empresarios productores y de los trabajadores.
Los primeros, en base a las retenciones a las exportaciones y los segundos, en base a la pérdida de poder adquisitivo, pagando impuestos regresivos como el IVA y ganancias con la misma base imponible previa a la devaluación.

¿Que beneficio evidente, además del ahorro de los U$S 600 millones en intereses, se aprecia con esta medida?
Yo no veo muchos. El FMI hace rato que ha dejado de tener injerencia en las políticas económicas de nuestro país. Recordemos que, después de dejarnos en bolas y a los gritos en el 2000, las únicas recomendaciones han sido aumentar los impuestos, las tarifas de servicios públicos, mas endeudamiento y la utilización de reservas (no de libre disponibilidad) para el pago de deuda.
Aunque no concuerdo completamente con las políticas económicas del grupo K, no puedo dejar de reconocer que lo mejor que han hecho ha sido hacerse los boludos con el FMI, ningunearlos y ponerles los puntos sobre las íes.

Hoy, el crecimiento económico y por ende, la baja en los índices de desocupación, son mas producto de una coyuntura cambiaria que de un plan estratégico a largo plazo.
Cada vez que se anuncia alguna medida que favorece a alguna industria pyme, con grandes declaraciones, no es mas que el inicio de una larga caminata de papeles en diversos organismos y ministerios para obtener dicho beneficio.
Se habla en voz muy alta de la era de las comunicaciones y, como han leido en muchas ocasiones en este blog, tenemos los peores y mas altos costos que la gran mayoría de los paises que toman esta industria en serio.
Los planes para reducir la brecha digital han sido presentados, diseñados y ejecutados, con el apoyo incondicional del gobierno, por dos empresas, Intel y Microsoft, para introducir en el mercado productos que tenían en la lista de desechos o invendibles.
Las políticas externas van y vienen de acuerdo a las alianzas de turno, como con Venezuela, que generan posteriormente equivocaciones (por decirlas de alguna manera) en el plano internacional por “quedar bien con el nuevo amigo”.

Ya tiempo atrás, uno de los Fernandez de Kirchner dijo “este no es momento de hablar de redistribución de riqueza”. Por lo que se puede apreciar, ese momento sigue sin llegar.
Mientras tanto, se aprecia la aparición de los “nuevos ricos” agro-ganaderos, un sistema bancario estable porque se quedó con los ahorros de los trabajadores y fue recompensado por el Estado, empresas de servicios que siguen ganando como siempre a costa de su personal, del mal servicio y de los incumplimientos.
No se ve que ninguno de estos estamentos haga siquiera un solo esfuerzo por ayudar en el único objetivo que debería tenerse en cuenta para un país que pasó las que pasó: mejorar la calidad de vida de toda su población.
Es obvio que eso no se va a dar por obra y gracia de la buena voluntad de los empresarios. Por ese motivo existe un Estado que debe velar por la salud, la educación, la seguridad y todos los derechos que podemos leer en el art. 14 y 14 bis de nuestra Constitución.

Lástima que solo lo escuchamos decir que le vamos a pagar en efectivo y por adelantado a los inútiles que mas influyeron en nuestra decadencia.

Compartir via ...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

3 comentarios

  1. inútiles??? para nosotros será, porque para ellos fue un negocio redondito… 😐

    • Javier el 19 de diciembre de 2005 a las 16:55
      Autor

    eeeeemmmmhhhhh… realmente ni siquiera sé si fue un negocio para ellos.
    Lei estos días, y realmente no lo sabía, que los gastos de funcionamiento del FMI surgen de los intereses pagados por los paises deudores.
    Por lo tanto, el negocio mas grande, al menos para los que laburan en el fondo, es que los paises paguen los intereses y no el capital, ya que de otra manera, se reduce el presupuesto y por ende, los viajes, las estadías en lujosos hoteles, los beneficios de seguro médico, etc, etc. Ni que decir si todos los paises cancelan sus deudas, con lo que el FMI deja de tener financiación.
    Por eso, además de inútiles para manejar los procesos financieros que terminan generando defaults, no son capaces de mantener su propio trabajo.

    Ahora, si nos referimos al verdadero negocio, ese no lo hacen los que prestan la guita, sino los que realmente la reciben. Que no son los paises ni sus habitantes. Son las empresas que hacen algo con esa guita y los políticos que adjudican esos trabajos. Esos si que hicieron, desde hace décadas, flor de negocio a costillas nuestras.

  2. …che… no se calienten… se les va a subir la presión…
    slds.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.