Adios, Maestro, gracias

Quiero desde estas páginas rendir un homenaje a una persona que en alguna ocasión odiamos y que mas tarde aprendimos a querer y a respetar.
Me refiero al Dr. Manuel Sadosky, fallecido el día de ayer y que muchos de nosotros solo recordamos por sus libros de cálculo diferencial e integral que alguna vez pasaron por nuestras manos y que tantos dolores de cabeza nos dieron.
Pero el Dr. Sadosky ha sido siempre un ejemplo de lo que este país puede ser y no puede quiere.
Cursó sus estudios en escuelas públicas. Primaria y secundaria en la Escuela Normal Mariano Acosta y se recibe de doctor en ciencias físicas y matemáticas en la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad de Buenos Aires (UBA).
Tras algunos años de especialización en el exterior, vuelve a la Argentina y se interesa en la aplicación del cálculo computarizado. Esto lo lleva a integrar el Instituto de Cálculo y a promover y conseguir, con el apoyo del CONICET (a cargo en ese momento de otro maestro, Don Bernardo Houssay) la instalación de la primer computadora en el país (también primera en una universidad latinoamericana). Era el año 1960 y dicha compu fue bautizada con el nombre de “Clementina”.
Les recomiendo lean esta entrevista que le hizo La Nación hace un año y vean lo que es la visión de futuro de una persona de 90 años.
Desde este humilde blog, adios maestro, gracias.

Compartir via ...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

2 comentarios

    • Nicolás en 21 de junio de 2005 a las 14:15

    Un capo Sadosky.
    Si habre usado el famoso Sadosky-Guber, me saco mas de una vez de algun problema.
    Saludos

    • Ramón Garcés en 9 de septiembre de 2006 a las 12:13

    De un español que estudió Ingeniería Civil en Venezuela.
    Sadosky-Guber fué mi libro de Análisis Matemático en los años 60.
    Todavía conservo los dos tomos, y los releo a veces con nostalgia.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.